¿Qué significa el flujo amarillo vaginal?

Información contra alarmismos. Eso siempre. Y si hay signos claros de alarma, solo debes acudir al ginecólogo, tampoco hay más. Bien, tras poner las bases sobre la mesa, ahora vamos a ver en profundidad qué es el flujo amarillo y qué puede significar cuando lo ves en tus braguitas. Al lío, Taboobreakers. 

Las causas del flujo amarillo con y sin olor

A veces es normal y habitual

Para algunas mujeres la aparición de flujo vaginal amarillo en sus braguitas es algo de lo más normal, sobre todo cuando llega el momento de la ovulación y se vuelve más grueso.

Este flujo suele tener una tonalidad amarilla clara y, siempre que no vaya acompañado de otros síntomas como fiebre, mal olor, picazón, enrojecimiento de la zona o dolor (ya sea en el día a día o en las relaciones sexuales), no tiene por qué significar que algo va mal.

¡En absoluto!

Flujo amarillo y candidiasis

Esta infección es muy (pero que muy) frecuente en personas menstruantes. De hecho, si hablas del tema con las mujeres de tu alrededor, seguro que conoces a muchas que la han pasado alguna vez (y muchas más de una vez). De hecho, es muy frecuente padecer un crecimiento excesivo del hongo Candida albicans tras algún tratamiento con antibióticos por cualquier otra patología. 

En estos casos el flujo amarillo claro suele incluir coágulos, con una textura muy parecida a la del queso cuajado. Además, viene acompañada de picor en la zona genital y dolor o ardor durante las relaciones sexuales o al orinar

Infección de transmisión sexual

Hay algunas ITS que pueden generar una secreción amarilla, grisácea o verdosa, como por ejemplo la tricomoniasis o la clamidia. Generalmente viene acompañado de otros síntomas, como dolor al orinar, picor y enrojecimiento muy intenso de la vulva. 

El flujo amarillo en el embarazo también puede ser causado por tricomoniasis, lo que puede tener consecuencias graves (como un parto prematuro). Así que si notas una tonalidad anormal en esos meses, siempre puedes preguntar a tu ginecólogo por su significado. 

Otras patologías relacionadas

La primera de ellas es la uretritis, que es una inflamación de la uretra que generalmente padecen las mujeres que tienen cistitis muy recurrentes. En estos casos el flujo abundante amarillo puede tener tonalidades verdosas y estar acompañado de un gran ardor al orinar o dificultad para comenzar a expulsar la orina. 

Por último, decirte que la enfermedad inflamatoria pélvica (una infección que comienza en la vagina y puede llegar al útero) también puede manifestarse en forma de flujo amarillo espeso con fiebre superior a los 38ºC, dolor en la zona del vientre o incluso, sangrado vaginal. 

Entonces, ¿el flujo amarillo es normal?

Lo primero, como ya has visto, es ver si ese flujo viene acompañado de más síntomas. Si no es así y, además, lo has visto de forma recurrente durante tus ciclos, no tienes absolutamente nada de qué preocuparte. 

Ahora, si aparece cualquier otro síntoma de los que he citado a lo largo del artículo, como mal olor, dolor, picazón o ardor, lo mejor es que visites a tu ginecólogo para saber exactamente qué te ocurre y cuál es el mejor tratamiento para tu caso. 

Y si aunque no presentes ningún otro síntoma asociado, prefieres quedarte más tranquila hablando sobre tu flujo amarillo con olor con un profesional, ¡por qué no! Están ahí para asesorarte y guiarte en tu salud ginecológica, así que puedes preguntarles cuantas dudas tengas. 

En cualquier caso, ya tengas o no tengas algún problema asociado al color de tu flujo, te aconsejo que cuides de tu vulva y tu vagina, mimándola con tejidos de algodón y evitando el uso de productos que puedan alterar su pH o provocar sequedad. 

¿Ejemplos de productos vulvafriendly y vaginafriendly? ¡Seguro que ya los conoces! Las compresas de tela o la copa menstrual son algunos de ellos. Así podrás vivir tu menstruación de forma más sostenible y saludable y… prevenir el flujo amarillo sin olor ni picor vinculado a otros síntomas ¡que seguro que quieres evitar!

Descubre la tienda online CYCLO

Copa menstrual, compresas de tela ¡y todo lo que necesitas para vivir tu menstruación en positivo!