Cómo poner la copa menstrual: ¿Cómo usarla por primera vez?

Lo sé, la primera vez que te planteas adentrarte en la aventura de probar la copa menstrual todo puede parecer un mundo… Recuerdo que lo primero que yo hice, hace ya 6 años, fue buscar en google: cómo poner la copa menstrual. Pero eran muchas otras las preguntas que rondaban por mi cabeza: ¿Cómo voy a meterme ESO por ahí? ¿cómo la doblo? ¿y si no sale qué hago?

Por eso, hoy quiero compartir contigo una guía completa sobre cómo poner la copa menstrual y qué debes tener en cuenta cuando la uses por primera vez. 

Pero antes que nada, quiero que recuerdes que cada mujer es distinta. Puede que tu vecina o amiga aprendiera a usar la copa menstrual desde el minuto 1, pero que en tu caso requiera un par de ciclos de práctica y autoconocimiento. Es algo normal, y estoy segura de que  todas las pequeñas dificultades del principio quedarán en una anécdota. ¡Vamos a ello!

Pasos para colocar la copa menstrual

La copa menstrual CYCLO está hecha de silicona médica 100% hipoalergénica de alta calidad. Un material flexible pero suficientemente rígido, el cual se adapta a tus músculos vaginales y no reseca ni altera el pH de tu vagina.

Una vez aprendas a poner tu copa menstrual pensarás: ¿por qué no la probé antes?

Lávate las manos 

La copa menstrual no deja de ser un producto que introducimos dentro de la vagina y entra directamente en contacto con nuestra piel y mucosas, por eso es muy importante que te laves siempre bien las manos con jabón antes de manipularla. 

Por otro lado, muchas mujeres con uñas largas o de porcelana me preguntáis sobre si hay problema en usar la copa. La verdad es que no hay ninguno, pero sí que debes asegurarte de que estén limpias y tener algo de cuidado al manipular la copa para no pellizcarte. ¡Cuestión de práctica!

Busca una posición cómoda

Puedes introducir la copa menstrual en muchas posiciones: tumbada en la cama, en cuclillas en el suelo, con un pie apoyado en el borde de la bañera… Pero sin duda, mi consejo que es que la primera vez que te pongas la copa menstrual lo hagas en la ducha o en la bañera

¡En serio! Nada de preocuparte por si manchas algo, puedes asegurarte de estar en cuclillas con las piernas bien abiertas, incluso puedes aprovechar y darte un baño para relajarte y decir adiós a los nervios. Las próximas veces seguramente no te hará falta, yo ahora la pongo y quito en cualquier sitio…

Dobla la copa

Cuando ves la copa menstrual desplegada piensas que es imposible que eso quepa dentro de tu vagina… Pero es que la copa no se introduce así, sino doblada y ¡su inserción puede ser incluso más sencilla que la de un tampón!

Aquí te explico las dos formas más sencillas de poner la copa menstrual, pero en este post te explico con mucho más detalle cómo doblar la copa menstrual. Si es tu primera vez, yo apostaría por doblarla en forma de flor:

como-poner-copa-menstrual

Introduce la copa 

Una vez plegada, introduce la copa dentro de la vagina de manera que la bolita inferior quede a ras de los labios vaginales. ¡La copa menstrual no se pone tan arriba como un tampón! Así que la mayoría de veces apenas tienes que introducir los dedos para colocarla… 

Otro consejo si la notas molesta es no introducirla completamente recta hacia arriba, sino algo más inclinada hacia la columna vertebral. 

Comprueba que se ha abierto

Al introducir la copa y soltar los dedos esta suele abrirse dentro de la vagina sin necesidad de hacer nada más. Pero siempre es mejor asegurarse rodeando la copa con un dedo o girándola sobre sí misma. 

Si notas que sigue doblada dentro de tu vagina, aquí te explico qué puede estar pasando si tu copa menstrual no se abre. 

Vídeo de cómo se usa la copa menstrual

Aun así, sé que muchas veces hay que ver para creer… Por eso,  hace un tiempo grabé este vídeo súper completo en el que te explico mis 12 mejores trucos sobre cómo poner la copa menstrual: 

Qué tener en cuenta la primera vez que se usa la copa menstrual

No lo he comentado antes, pero los nervios pueden jugarnos malas pasadas…. con la copa no es una excepción.

  • Intenta colocar la copa por primera vez en casa, un momento en el que estés tranquila y relajada. Si te tensas (a veces lo hacemos inconscientemente) los músculos de tu vagina se contraen y te puede resultar imposible introducirla. 

Si te pasa esto, deja de forzarlo:

  • Vístete y haz algo que te distraiga o te relaje, por ejemplo tumbarte a leer un libro o escuchar música. Después vuelve a intentarlo en la ducha o la bañera. ¿Ha funcionado?

Algo que también genera dudas es la posición exacta de la copa:

  • Esto dependerá mucho de tu cérvix, pero lo importante es que te sientas cómoda con ella y no tengas pérdidas (no más de un par de gotitas quizás). 

Por ejemplo, algunas de vosotras me escribís el primer día que estáis usando la copa y me comentáis que la notáis. Siempre digo que si nunca antes habías usado tampones o es la primera vez que usas la copa, puede que la sientas durante unos minutos, pero esto no tiene nada que ver con sentir dolor o molestia. Seguramente en cuanto empieces a hacer cosas te olvides de que está ahí.  

Cómo quitar la copa menstrual

Y ahora viene esa otra gran duda… una que creo que todavía genera más incertidumbre. ¿Y si no la puedo sacar? ¡¿Y si se pierde dentro de mí?!

Tranquila, la copa menstrual no puede perderse dentro de tu cuerpo. El canal vaginal mide entre 8 y 10 cm de media, por lo que con un dedo puedes llegar al final. En el extremo se encuentra nuestro cérvix o cuello del útero el cual es sumamente estrecho y no deja que nada pase más allá. Así que sí, ¡la copa SIEMPRE SIEMPRE sale!

En este post te explico paso a paso cómo quitarte la copa menstrual, sin dolor y sin manchar o pringar nada. En él también te explico qué hacer cuando tu copa se ha subido hacia arriba y un truco para extraerla con más facilidad. 

Cómo limpiar y guardar la copa 

Por último, es importante que cuides de tu copa menstrual para que te dure el máximo tiempo posible. ¡En el caso de la copa CYCLO puede durar hasta 10 años! Pero también, para mantenerla limpia a lo largo de tu ciclo y entre uso y uso. 

Aquí te cuento cómo debes cuidar de tu copa y las medidas de higiene necesarias para usarla de forma segura. Porque sí, la copa es un producto muy higiénico, y no solo eso, te hará darte cuenta de que tu menstruación no huele mal.

La copa menstrual no solo te ayuda a vivir tu menstruación en positivo, sino también a conocerte mejor a ti misma. Dale una oportunidad, apuesta por una copa de calidad, cuídala bien y estoy segura de que te acompañará durante mucho tiempo. 

Bienvenida a la #RevoluciónSostenible