Historia de CYCLO: 2ª parte

Querido 2020…has sido un año espectacular. Nos has enseñado que lo impensable puede ocurrir, que hay que estar abiertas a cualquier posibilidad y que somos capaces de aguantar mucho más de lo que jamás hubiéramos imaginado. También que la familia es realmente lo más importante, que el trabajo debe servir a la vida y no al revés, que la educación es clave para el equilibrio de los más peques y que la salud es prioritaria. Podría seguir haciendo una lista de todas las cosas que me ha enseñado este 2020 pero creo que nunca acabaría. Este ha sido un año único e inolvidable, eso ya lo sabemos todas. Y en este blog quiero contaros la segunda parte de la historia de CYCLO. Porque en la primera parte, que podéis leer aquí, me quedé en finales de 2019… Fíjate la de cosas que han pasado para que necesite escribirte un nuevo blog antes incluso de acabar el año.

CYCLO ha crecido. Mucho. Y aún hay días que no me lo creo. Sé que siempre digo lo mismo, que no me lo creo, pero es que es maravilloso cuando sientes que has llegado al sitio que siempre has querido estar y que es momento de construir nuevos sueños. Aunque al mismo tiempo te diré que nunca me atreví a soñar realmente todo lo que está pasando, la vida es mucho mejor que lo que podamos imaginarnos. 

Green Friday 2017 vs Green Friday 2020 (primer día)

CYCLO nació de la necesidad, se forjó con la intuición y creció gracias a la fe. A la mía, a la de mi socia, a la de mi familia, a la vuestra…La fe en que esto iba a salir para delante. Como os comentaba en el primer blog, yo de pequeña no sabía qué era esto de emprender o qué era tener una empresa. Fue cosa del destino que acabase “siendo mi propia jefa”. Y desde luego ha sido la mejor decisión de mi vida.

Hoy es diciembre 2020, final de un año más que diferente. Y hoy os puedo contar que en CYCLO somos 16 personas en plantilla, muchísimos colaboradores y empresas externas, hemos crecido a un ritmo superior al esperado y he publicado mi primer libro. Esto a modo super resumen de cómo nos ha ido el año.

Mi cara de felicidad lo dice todo

A principios de 2020 lanzamos The Menstrual Club, el primer club enfocado 100% en la educación menstrual. Es mi proyecto favorito dentro de Escuela CYCLO. Las socias del club reciben cada mes una masterclass nueva (se parece más bien a un minicurso) sobre un tema concreto; alimentación, yoga, salud ginecológica, productividad, medicina china, ayurveda y muchísimo más. Además de la clase en video, reciben una menstrual box que contiene recursos digitales, arte y descuentos relacionados con la temática del mes.

Este proyecto se ideó en mi mente mientras estaba en mi baja de maternidad…todo el día dando teta es lo que tiene, te da tiempo para pensar.


Ha sido quizá el proyecto más bonito para mí, y puedo decir que seguimos con él a tope, porque realmente quiero que llegue a muchísimas personas y que ayude desde las bases a que todas las mujeres y personas que menstrúan puedan vivir su ciclo de manera sana y positiva.

Haz click en la imagen para apuntarte a la lista de espera

En marzo estábamos terminando el lanzamiento de uno de nuestros cursos, el de Alimentación y ciclo menstrual, cuando de repente comenzó todo el lío del estado de alarma. Todas a casa. Recuerdo la sensación de miedo e incertidumbre, queríamos hacer las cosas bien pero nadie sabía hasta dónde llegaríamos. Por suerte nuestro negocio es casi completamente digital. Salvo el almacén con nuestros queridos productos, casi todo lo podemos hacer de manera online en casa. Así que continuamos trabajando, dándolo todo, ofreciendo contenidos y apoyándonos entre nosotras. 

Trabajando en cuarentena

Hoy Spotify me dice que mi canción más escuchada ha sido “Three Little Birds”, de Bob Marley & The Wailers. Pues bien, es la canción que sonaba de fondo en todas las reuniones del confinamiento ya que era la única manera de que mi bebé se durmiera en la hamaca mientras yo en bajito tenía reuniones online. Bob Marley y su buen rollo fueron claves para subir el ánimo durante los días más difíciles. 

Conciliando

Recuerdo reflexionar mucho sobre la educación online. Justo en abril de 2019, 15 días antes de nacer mi hija, toda mi obsesión era dejar inaugurada la escuela online de CYCLO, porque presentía que el primer año de vida de mi bebé yo no tendría tiempo ni ganas de andar viajando para dar mis talleres de menstruación sostenible.

Lo que no sabía era que me estaba preparando para algo mucho más grande.

Hoy me siento realmente afortunada de haber tenido la intuición necesaria para crear aquel proyecto, ya que la Escuela ha sido fundamental para seguir ofreciendo educación menstrual aún estando en casa.

Tras pasar por lo peor nos vimos en una situación muy curiosa; necesitábamos a alguien para que nos ayudase con la atención a la clienta, ya que no dábamos a basto. Durante el confinamiento muchas de vosotras os habíais animado a probar la copa por primera vez; el estar en casa obligatoriamente os daba la seguridad y tranquilidad necesarias para dar el paso, ¡ya no había excusas!. Recordé que unos meses atrás una conocida me había escrito…era la perfecta candidata para el puesto. Así que su contratación y formación fue toda en remoto. La primera vez que hacíamos esto en CYCLO (nosotras somos muy de contacto físico), pero por suerte estamos en el momento oportuno para trabajar en remoto…Así que todo se hizo fácil. 

Pero pensando en la vuelta a la ofi, nos dimos cuenta de algo que venía preocupándonos tiempo atrás…¡ya no cabíamos cómodamente en nuestra pequeña primera oficina! El sitio nos encantaba, tenía magia y buen rollo…Pero no tenía espacio suficiente ni para el equipo ni para almacenar todas las cositas que una tienda como la nuestra necesitaba.

Dejando nuestra antigua ofi

Así que empezamos a buscar locales y justo cuando levantaron el estado de alarma pudimos ir a conocer la que es hoy en día nuestra super oficina. Muchísimo más espacio, preparada para carga y descarga de mercancías, almacén y despachos (despachos…nadie quería despachos, queríamos seguir todas codo con codo…obviamente los despachos han acabado siendo buena idea). Y lo mejor de todo…¡un estudio propio para nuestras grabaciones! Hasta ahora íbamos un par de veces al mes a un estudio compartido a grabar nuestros videos de Youtube, cursos y a hacer fotos para nuestro querido IG…pero necesitábamos un espacio propio. ¡Y lo conseguimos! El equipo de media ha logrado crear un pequeño estudio preciosísimo que cumple con todas las necesidades. Es súper cómodo poder grabar allí mismo y tener todo disponible.

El primer día de mudanza en la nueva ofi

El paso de cambiarnos a una oficina tan grande nos daba miedo, sí sí, crecer da miedo. Siempre pienso:

¿Y si de repente nadie quiere comprarnos copas?”, “¿Y si no puedo pagar el alquiler?” “¿Cuánto será la calefacción de un sitio el doble de grande?”


Estas cosas que a veces no vemos en IG. Un proyecto tiene que madurar e ir creciendo…y con ese crecimiento vienen dudas, miedos e inseguridades. Pero como ya me pasó al principio…¡merece la pena! Crecer es apasionante; enfrentarte a ti misma, a la incertidumbre… Ver mi empresa crecer es verme a mí misma. 

Y aquí llego a lo más importante de este 2020: mi equipo.

Uno de nuestros últimos Team Meetings

Este año me ha enseñado que me tengo que rodear bien. Ser exigente con las personas que dejo entrar a mi vida (y a mi negocio) porque poder confiar es el mayor de los regalos. Este ha sido el año en que las primeras personas que entraron al proyecto me han demostrado que acerté. Porque CYCLO es equipo. Nada funcionaría si no fuera por cada una de las mujeres que forman este proyecto. Mis chicas. Mi core. El equipo que me ha permitido ser libre y poder crear, estudiar, investigar…dejarme fluir para seguir creando y rompiendo tabúes. Cómo de importante es tener en tu equipo personas que se preocupen por tu negocio igual o más que tú misma. Porque CYCLO no acaba cuando una se va a casa.

El espíritu de este proyecto nos acompaña siempre: cuando vemos contenido en RRSS, cuando vemos un anuncio, escuchamos una canción o disfrutamos de una peli. Mi equipo está siempre dispuesto a estar ahí, a ayudar, a pensar en nuevas maneras de hacer las cosas, en mejorar. Os prometo que se preocupan de cada una de vosotras. Cada clienta es para nosotras una amiga a la que haremos lo imposible por ayudar; ya sea a ponerse la copa menstrual bien como a encontrar el por qué de su dolor menstrual. Cada persona que forma CYCLO tiene el mismo objetivo; ayudar a todas las mujeres y personas que menstrúan a vivir su menstruación en positivo. Y lo hacemos con cada uno de nuestros posts, fotos, cursos, productos y palabras. 

Este ha sido el año en los que he descubierto la importancia de las palabras equipo y familia. Porque sin ellas, yo no hubiera llegado ni a la esquina. Vosotras chicas, me hacéis mejorar cada día. Me inspiráis a ser mejor trabajadora, líder, compañera, hermana, madre y amiga. Sois el corazón de CYCLO y desde aquí os quiero dar las gracias.

No tengo ni idea de lo que nos deparará el 2021, pero espero que siga estando rodeada del mejor equipo, llevando CYCLO aún más lejos y creciendo de manera sostenible para impactar en la sociedad de la que formamos parte. Este año ha sido el año de atrevernos. Estamos más que preparadas para lo que venga. Porque nosotras, incluida tú que me estás leyendo, somos fuertes, valientes, optimistas y hermanas.

Nosotras somos #TabooBreakers

Paloma.

Descubre la tienda online CYCLO

Copa menstrual, compresas de tela ¡y todo lo que necesitas para vivir tu menstruación en positivo!